Sólo Cambiemos dará el sí al gobierno

Todos los justicialistas de diferentes bloques, Contigiani del Frente Progresista y el Frente Renovador rechazarán la nueva fórmula para calcular el ajuste de jubilaciones. Son 10 votos en contra y nueve a favor del proyecto oficialista.

Por Pablo Fornero

Por escasísimo margen, y siempre y cuando haya quórum para sesionar, serán mayoría hoy los diputados nacionales de Santa Fe que rechacen el proyecto de reforma previsional y ajuste sobre los jubilados que impulsa el gobierno nacional. Solo los legisladores de Cambiemos acompañarán el proyecto, mientras que los opositores del peronismo, el Frente Renovador y el socialismo votarán por la negativa. "Los legisladores de Cambiemos están felices con el ajuste", pegó el camporista Marcos Cleri. "El bono no cambia para nada", avisó el justicialista monobloque Alejandro Ramos. "Cambiar un sistema previsional requiere mucho consenso", reflexionó el massista Alejandro Grandinetti. "La ley es buena, conviene y va a servirle ahora y en el futuro a los jubilados", dijo el PRO Lucas Incicco.

Diez a nueve a favor del rechazo da el conteo. Todos los Cambiemos, en caso de llegar a votación, levantarán la mano por ambas reformas, la previsional y la tributaria. Integran el bloque oficialista Incicco, Albor Cantard, Gonzalo Del Cerro, Luciano Laspina, Lucila Lehman, José Nuñez, Gisela Scaglia, Hugo Marcucci y Astrid Hummel. Es particular el caso de los últimos dos.

PUBLICIDAD

Radical, Marcucci accedió al Congreso en 2015 bajo los colores del Frente Progresista, pero responde a José Corral, por lo que tributa en Cambiemos. En un breve intercambio de mensajes que tuvo con Rosario/12, dijo que la aplicación de un bono compensatorio por decreto lo terminó de convencer para avalar el polémico proyecto. "Era la condición que poníamos, por lo tanto apoyamos", manifestó. Hummel es la reemplazante de la desprolija Ana Martínez, que bajó al Concejo de Rosario. La ex directora del Instituto Nacional de Asociativismo y Economía Social (INAES) todavía no juró, pero lo hará en la próxima sesión. Es decir, asumirá y un par de horas después votará ambas reformas. Rosario/12 procuró hablar con ella, pero le sugirieron que dialogue con medios luego de la sesión.

Los diez opositores provienen de esquinas diferentes, pero se unirán en el rechazo. Dentro del bloque del Frente Para la Victoria sumarán votos Agustín Rossi, Silvina Frana, Cleri y Josefina González. Por el Movimiento Evita aportará Lucila De Ponti, mientas que Ramos y Alejandra Rodenas contribuirán desde sus monobloques. Completarán la decena Grandinetti y Vanesa Massetani, por el Frente Renovador, y Luis Contigiani, el único diputado nacional que le quedó al Frente Progresista.

"Es un perjuicio para los jubilados de hoy y sin duda para los trabajadores que se van a jubilar mañana", resumió Ramos. Para el ex secretario de Transporte, el proyecto de ley afecta "directamente" a 17 millones de argentinos y "es una de las peores leyes que se puedan tratar en el Congreso". La concepción política de Cambiemos desnuda para el baigorriense una "clara carencia" de federalismo: "todo va a la provincia de Buenos Aires".

Durísimo con el oficialismo, Cleri dijo que le "duele" el ajuste, la represión y "las mentiras constantes del gobierno de Macri". El legislador de La Cámpora consideró que la reforma previsional "perjudica a los 42 millones de argentinos, a todos los trabajadores activos, a los beneficiarios de la Asignación Universal por Hijo, a los jubilados y pensionados, a la industria, porque rompe completamente el mercado interno". Cuando se le preguntó qué opina sobre los diputados peronistas que avalan el proyecto, habló de la "extorsión" y el "apriete" que padecen los legisladores de parte del gobierno nacional.

Grandinetti comprendió que el anunció de la puesta en marcha de un fondo compensatorio denota un "error", como para "compensar" ante la magra ley. "Nos decían que no había tal perdida, ahora reconocen que hay un cambio", apuntó. El massista lamentó el accionar de Cambiemos y observó la llegada de "una suerte de escribanía que no era la metodología que venía utilizando el gobierno". "Es todo muy desprolijo, la ley en sí era mala", aseguró.

Finalmente, Incicco definió: "Es lo mejor que podemos hacer para el sistema previsional argentino en la situación que hoy se encuentra". Cuando se le consultó si fue un error no haber anunciado el bono antes del jueves, dijo: "No sé si un error, pero hubo muchas voces internas que se alzaron, cuestiones que no cerraban bien. El gobierno tuvo la prudencia de haber escuchado y hacer esto a tiempo". Para el diputado PRO en el caso de se produzca "algún desfasaje", el Ejecutivo se encargara de "compensarlo". "No vamos a hacer nada que perjudique a los jubilados ni nada que sea injusto, hay que sacar la ley así como está y si hay que enmendar algo, acomodar, tenemos 90 días para hacerlo", cerró.